Paternidad y masculinidad. Un tesoro para tus hijos.

¡Feliz paternidad!

Este mes de junio celebramos en México el día del Padre. En primer lugar, nos orgullecemos de este don de Dios llamado paternidad que es imagen de su misma Paternidad Divina.

Piensa por un momento en lo orgulloso que te sientes como padre cuando observas a tu hijo.

¿Aprendiste a acompañarlo?

¿Amorosamente, en los aprendizajes que debe adquirir? ¿Eres un padre que no teme exigirle cosas? ¿Has separado a tu hijo de su madre para llevarlo a explorar el mundo?

Seguro que sí, y ella da su consentimiento porque confía en ti, en que eres un buen padre que sabe guiar a su familia.

El que educa bien a su hijo encontrará satisfacción en él y se sentirá orgulloso entre sus conocidos. Eclo 30, 2

Como padre, sabes conducir a tu hijo por situaciones que parecen riesgosas (y tal vez lo sean), sin embrago, ¡haces que sean divertidas!, por lo tanto, tu hijo no tendrá miedo a tomar decisiones en la edad adulta.

¿Ya notaste que tu hijo quiere ser como tú en todo? Imita tus gestos, te admira, quiere ser como tú, hablar, caminar y pensar como tú.

Tu hijo tendrá para sí mismo, la seguridad de su padre

Murió su padre, y como si no hubiera muerto, pues dejó tras de sí un hombre igual que él. Eclo 30, 4.

Tal vez tendrá tu estatura, complexión, color de ojos según tu padre y tus abuelos paternos porque comparten genética, o tal vez no, ya que hay rasgos que también ha heredado de su madre y sus abuelos maternos.

Salud y buena constitución valen más que todo el oro, cuerpo vigoroso más que inmensa fortuna. Eclo 30, 15.

paternidad y masculinidad

Como padres y varones

Tenemos la certeza de que nuestra masculinidad ha sido heredada sin lugar a dudas de nuestro padre, abuelo paterno y toda la línea sanguínea paterna de nuestro árbol genealógico.

Esto es debido a que el par de cromosomas número 23 de su ADN, contiene un cromosoma “X” de mamá (que puede venir del abuelo materno o de la abuela materna) y contiene además un cromosoma “Y” (que solamente puede venir de su padre).

A su vez, viene solamente del abuelo paterno y únicamente del bisabuelo paterno. Así sucesivamente … Este cromosoma “Y” es el medio por el cual se te ha donado tu masculinidad.

La esperanza del mundo se refugió en una débil embarcación, que, dirigida por tu mano, dejó al futuro el germen de nuevas generaciones. Sab 14, 6.

Paternidad y masculinidad de la mano de Dios

Ser hombre viril en estos días, parece que es una condición desgastada por considerarse una masculinidad agresiva y dominante; sin embargo, cuando algo pierde su conexión con Dios, todo se corrompe.

Finalmente es Dios quien mantiene la salud, la fortaleza y los principios que nos llevan siempre hacia el bien. Por lo que:

Les dio esta orden: «Obrarán en todo con el temor de Yavé, siendo íntegros y correctos en todo. 2cr 19, 6.

¿Cómo es tu relación con tus padres? 

¿Puede decirse que es una relación sana que te ha fundamentado hacia el Amor de Dios? 

¿Sientes esa seguridad para vencer al mundo a fuerza del bien?

Si es así, tienes el corazón llenito de bendiciones. Si no, te invito a que vayas a terapia para que puedas hacer una oración efectiva que cambie tu corazón ¡hacia la alegría y el regocijo!

 La alegría de corazón es la vida del hombre, el regocijo    del varón, prolongación de sus días. Eclo 30, 22.

Oremos

Te ruego Oh Padre de bondad que conduzcas a todos los varones procreadores, a ser padres ejemplares.  

Sobre todo, que sepan conducir a sus hijos hacia Ti, que eres el origen, camino y satisfacción de todas nuestras esperanzas. 

Que a todos los hijos, nos des la oportunidad de amar a nuestros padres y darte gloria honrándolos a ellos. 

Sana las heridas de toda la humanidad con la Sangre y el Agua que manaron de tu Sacratísimo Corazón de Jesús, fuente de la Divina Misericordia. Amén  

Propósitos católicos, Virgen de Guadalupe

 

PSICÓLOGOS CATÓLICOS.

Recuerda que, si has intentado hacer algún cambio que te ha costado y no lo has logrado, o estás pasando por algún momento de dificultad o de crisis; existen profesionales (Psicólogos Católicos), que pueden acompañarte en el proceso y ayudarte a trabajar en ello.
Un Psicólogo Católico es un profesional de la Psicología, con un enfoque científico, fundamentado en la antropología cristiana-católica.

Psicólogo Católico.
Terapia de pareja.
Terapia familiar.
Terapia individual.

 

¿te gusto este post?

paternidad y masculinidad

Deja un comentario

Table of Contents

Entérate de todo

Sé parte de nuestra gran familia digital Católica

Artículos relacionados

Ayúdanos

Calificando este post

Busca la pestaña roja en la pantalla ;)