Trastorno depresivo

El trastorno depresivo es más complejo de lo que imaginas.

Existen muchos factores relacionados con la depresión que podemos pasar de largo.  

1.- No hay un solo tipo de depresión.

Es una mezcla de síntomas, hay varios grados y distintos tipos de Depresión. Por lo que usar el mismo tratamiento con todos los pacientes no es la respuesta.

Siempre hay que buscar el origen y las causas de la depresión en cuestión. En este caso, el uso de escaneo del cerebro por tomografía, nos puede ayudar a determinar el tipo de depresión a la que nos enfrentamos, esto de forma muy precisa. Sobre todo cuando los síntomas son severos.

2.- ¿Sabías que los golpes y traumatismos en la cabeza, pueden causar trastornos mentales y emocionales?

Incluso golpes que parecen inocuos pueden desencadenar en trastornos psiquiátricos, además de incrementar la incidencia de depresión en los pacientes.

Analizando los pacientes en distintas clínicas psiquiátricas, se encontró que el 40% tenían estudios que mostraban antecedentes de traumatismos, aunque algunos no recordaban el suceso, pero estaba en su expediente.

Los estudios como TAC tomografía axial computarizada si detecta lesiones previas. Así qué hay que cuidarse de los golpes y atenderlos.

3.- Seguro has escuchado los efectos negativos de la inflamación.

No me canso de recalcar lo nocivo que es la inflamación para salud, y si se trata del cerebro, no es la excepción.

El estilo de vida que solemos llevar, tiene todo que ver con la inflamación.

El trastorno por depresión mayor puede no ser tratado adecuadamente sin controlar la inflamación.

Los médicos deben buscar las concentraciones de proteína C reactiva, homocisteína, niveles de grasas buenas en el cuerpo, entre otros componentes para ayudar a detectarse a tiempo y por tanto realmente ayudar al paciente.

Un estudio realizado en 2015 en una revista de comportamiento y cerebro, publicó los beneficios emocionales y conductuales al lograr bajar la inflamación.

En este caso recomendaría: tomar un buen complemento diario de Omega 3 para otorgar una protección adecuada. Agregando otros nutrientes como cúrcuma y curcumina para que actúen con sus beneficios antioxidantes y ayuden a desinflamar el cuerpo.

Además de evitar deficiencias nutricionales que en mi experiencia, están relacionados con la presencia de depresión.

Evitando alimentos como los de trigo procesado y soya puede evitar generar los procesos inflamatorios y revisar su tolerancia a los lácteos.

Esto requiere conocer el funcionamiento de nuestro metabolismo y detectar cómo nos sentimos cuando comemos ciertas cosas. Para ello es muy útil llevar bitácoras de lo que comemos y saber que nos hace bien y qué no.

trastorno depresivo 1

4.- La Depresión puede ser el síntoma subyacente de otros estados infecciosos o virales.

Enfermedades infecciosas como la enfermedad de Lyme, infecciones de garganta por estreptococos, helicobacter, sida, herpes, y más actuales como el COVID-19, han estado relacionados con trastornos psiquiátricos y con estados depresivos consecuentes de la enfermedad. 

Además de los síntomas post COVID que en consulta se ven con frecuencia.

Al Comprometer el sistema inmune, también comprometemos el estado emocional.

A veces estas enfermedades pasan inadvertidas o no se ven relacionadas con problemas mentales o emocionales. 

Hay que verificar estados post infecciosos o post vírales y hacer lo que esté en las manos para subir el sistema inmune, desde llevar una dieta equilibrada, hasta tomar los complementos que nos ayuden a contar con adecuadas defensas.

5.- Depresión que aparece después de hospitalizaciones, cirugías, o enfermedades que han requerido reposo.

Hemos aprendido sobre el covid sobre la marcha, una de las cosas que como Psicóloga me ha tocado ver en pacientes recuperados de covid, son los síntomas depresivos por cierto deterioro cognitivo que se presenta, así como síntomas de Trastorno por estrés postraumático.

Lo indicado es buscar ayuda de un especialista para apoyarte a salir adelante y terapias alternativas, como el uso de aceites esenciales, que se usa en varios protocolos post covid para favorecer la recuperación cognitiva y emocional.

Así como nutrientes específicos que han mostrado una mejora considerable.

6.- Increíble pero cierto, los trastornos hormonales provocan síntomas de depresión.

Los síntomas se muestran como fatiga crónica, falta de concentración, confusión mental, cambios de humor, desmotivación.

Las hormonas tienen un funcionamiento que afecta el ánimo y salud emocional son secretadas por la tiroides, el sistema endocrino y las suprarrenales, por lo que un desequilibro en el funcionamiento hormonal puede ser la causa de trastornos emocionales.

Los médicos pueden detectar desequilibrios y para prevenirlos, una dieta balanceada en la que no pueden faltar los componentes de las vitaminas B. Especialmente la B 12, además de ácidos grasos Omega 3, que son reguladores de hormonas y de inflamación y el magnesio, que es un regulador del estado de ánimo, que ayuda a dormir y bajar el estrés.

7.- El síndrome metabólico (diabetes, obesidad con o sin hipertensión) está ligado al trastorno depresivo.

¨Diabesidad¨ término que combina Diabetes y Obesidad, tan comunes en nuestro país. Son precursores de una serie de trastornos emocionales que pueden llegar para quedarse en la vida de los pacientes si no los atienden de raíz.

En las revistas de Diabetes del 2016 se habla de la correlación DIABETES TIPO 2 (que tiene que ver con los hábitos) y los trastornos de depresión y ansiedad.

En este caso la recomendación es mantener un peso saludable y vigilar los niveles de glucosa en sangre. Además de llevar una dieta adecuada a nuestra edad, talla y complexión.

Trastorno depresivo 2

8.- El insomnio crónico genera depresión.

Te habrás dado cuenta que el simple hecho de mal-dormir una noche por insomnio, te provoca al día siguiente un malestar generalizado y además afecta tu estado de ánimo, reflejos y energía.

Desde sentir que no te quieres levantar, estás de mal humor o irritable.

Lógicamente los problemas de sueño por períodos prolongados, comprometen tu sistema inmune, te hacen propenso a trastornos emocionales incluyendo la depresión.

Como se ha demostrado en muchas investigaciones llevadas a cabo; entre las más recientes la revista de NEUROCIENCIAS, donde se publica que el 75% de los pacientes tenían insomnio antes de la depresión.

Aunado a esto, la apnea de sueño incrementa 3 veces el riesgo de padecer depresión y puede estar relacionada con el peso y la edad.

Recomendaciones:

Buscar una rutina nocturna para favorecer el sueño reparador, hacer relajaciones, usar aceites esenciales como el de lavanda, mejorana, incienso para masajes o en difusores.

Si sospechas que tienes apnea de sueño, acude con un especialista, revisa tu peso y mientras tanto has lo que te ayude a conciliar el sueño. Prueba un masaje relajante antes de acostarte utiliza aceites en un difusor, cena ligero y una cena que te nutra y disfrutes. Revisa tus hábitos de dormir y todo lo que te ayude.

Recuerda que hacer oración al final del día y agradecer te ayuda a cerrar el día de mejor manera, te relaja y ayuda a dormir mejor.

9.- La contaminación y la exposición continua a químicos y contaminantes afecta al organismo 

Y también afecta al cerebro que es el órgano que más funciones metabólicas realiza a cada momento.

Eso lo hace más susceptible a dañarse por toxinas, moho, smog, plomo, dióxido de carbono, pesticidas, y químicos que incluso usamos en la casa.

Recientemente ha habido un consumo exagerado de cloro y blanqueadores para tratar de mantener las casas limpias. Esto nos ha dañado de múltiples maneras, incluso haciéndonos más susceptibles a enfermar, además de generar trastornos psiquiátricos (no solo depresión).

Es algo que los especialistas difícilmente consideran y que puede tener que ver con trastornos mentales y emocionales.

Así que el antidepresivo no funcionará si la persona no deja de usar esos químicos o deja de estar expuesto a una casa con moho o humedad.

Hay casos documentados de personas cuyas viviendas estuvieron expuestas a inundaciones, y su salud mental se ve afectada por el moho- humedad y hasta que dejaron de estar expuestos, ¡la cosa mejoró!

Podrías ayudar a tu cuerpo a desintoxicarse, comiendo sano y tomando suplementos que incluyan el zinc.

10.- Depresión por estaciones.

En países donde se habla del trastorno por depresión estacional (SAD) que se presenta con mayor frecuencia en países nórdicos como Suecia, y las personas se ven afectadas por la falta de los rayos del sol.

Ahora este trastorno se ha generalizado por el miedo a salir, por lo que es importante caminar afuera, con los rayos del sol y así recibir una dosis adecuada de vitamina D.

Además de evitar el aislamiento que también nos hace propensos a deprimirnos, cuantas personas siguen encerradas por miedo a contagiarse y esto genera un costo emocional tremendo. Somos sociales y no estamos hechos para vivir aislados.

El problema es ¨normalizar¨ lo que sentimos, sobre todo lo mal que nos sentimos.

Buscar ayuda en el momento adecuado puede cambiar el resultado.

Psic. Nelly Canseco.

PSICÓLOGOS CATÓLICOS.

Recuerda que, si has intentado hacer algún cambio que te ha costado y no lo has logrado, o estás pasando por algún momento de dificultad o de crisis; existen profesionales (Psicólogos Católicos), que pueden acompañarte en el proceso y ayudarte a trabajar en ello.

Un Psicólogo Católico es un profesional de la Psicología, con un enfoque científico, fundamentado en la antropología cristiana-católica.

Psicólogo Católico.
Terapia de pareja.
Terapia familiar.
Terapia individual.

¿te gusto este post?

trastorno depresivo 1

Deja un comentario

Table of Contents

Entérate de todo

Sé parte de nuestra gran familia digital Católica

Artículos relacionados

Ayúdanos

Calificando este post

Busca la pestaña roja en la pantalla ;)