fbpx

.

Vías de escape sanas

¿Cómo orientar vías de escape sanas?

 

No olvidemos que los jóvenes en un momento dado de su vida, desde los 8 a los 18 años, experimentan un momento de crisis de identidad, muchas de las veces.

Este es momento donde uno se empieza a sentir más feo, más gordito, que los granitos, el pelo, la voz que cambia, en las niñas el desarrollo del cuerpo, etc. Y se van comparando.

Es un momento difícil, sobre todo cuando las redes sociales te enseñan constantemente cómo es “lo ideal”.

Me acordaba el otro día de una paciente que vino un día mi consulta, que era influencer, le dije: “oye yo te daba por más alta” y me respondió que tenía una aplicación que le estira las piernas.

Pensé, no es posible, le ha engañado a todos tus seguidores. Está claro que en una chica de 13, 14 años en pleno momento de cambio, al ver eso, le genera comezarse a comparar, le genera envidia.

“La alegría ante el mal ajeno o la tristeza ante el bien de los demás”

Del latín, esto significa la envidia. Por lo tanto, lo que ellos tengan como pilares seguros, se les queda grabado en su cerebro para que cuando tengan 50 años, vuelvan a eso.

Es decir, todos los que estamos aquí, cuando tuvimos 12, 13, 14, 15 años tuvimos un momento de crisis de identidad.

No nos gustaba cómo estábamos, tuvimos unos días meses o años donde la pasamos un poco mal, no nos sentíamos parte del grupo, nos ignoraban.

En casa no acabas de sentirte comprendido por tus padres. todos hemos pasado por esos momentos que son propios de la adolescencia y no son malos..

Es decir, es un momento de crecimiento pero bien enfocado es muy bueno mal enfocado es dramático.

Y en esos momentos nuestro cerebro busca una vía de escape, es decir, en ese momento nuestro cerebro quiso algo, puede ser deporte, afecto o puede ser salir con chicos, puede ser alcohol, etc.

Pero nuestro cerebro buscaba algo para no sentir tanto ese malestar, es tan importante ese instante en la vida, ya que se queda grabado y cuando tienes 40 años, tu cerebro se acuerda de cuál era tu lugar seguro cuando tenías 15 años.

¿Qué vías de escape existen?

 

Ahora mismo, el lugar seguro de la mayor parte de los jóvenes son las pantallas. Cuando tengan 35 o 40 años y les echen del trabajo, tengan un problema afectivo, no buscarán las personas, volverán a esa vía de escape.

Po ello, es indispensable orientarles vías de escape sanas: deporte, naturaleza, música, lectura, solidaridad, espiritualidad.

Cualquier cosa que sirva como anclaje para esos momentos, sobre todo cuando la presión social es tan grande que genera muchísima confusión.

vias de escape sanas, adolescencia

Necesitamos volver a esos valores buenos que nos ayudan a tener un rumbo en los momentos de caos y de incertidumbre

Para mí, la educación es no tener miedo hablar de las cosas que nos hacen crecer como personas, no tener miedo a saber que hay ciertos temas que hay que tratarlos, que hay que hablarlos.

Y que a veces quizás tengas a mucha gente que le da miedo entrar en él vértigo de la educación.

Sin encambio, hay que ser valientes. Educar es comunicar conocimientos y promover actitudes, no nos olvidemos que educar es enseñar a pensar la cultura y se enseñará a vivir. La educación es la casa la cultura es la decoración.

“QuIen conoce a los demás es poderoso, quien se conoce a sí mismo es invencible”.

No tengamos miedo a conocernos, a conocer nuestras heridas, a conocer qué nos cuesta, a conocer cuáles son nuestros límites, donde nos sentimos mal. 

Seamos concientes que muchas veces escuchamos temas que abren heridas nuestras y que sin sanar esas heridas, no seremos ni padres vitamina, ni profesores vitamina, ni por supuesto personas vitamina. Muchísimas gracias.

Oración:

Jesús, te encomendamos nuestra paternidad y maternidad, sígue mostrándonos el camino a ti te agrada para guiar a nuestros hijos. Enséñanos a ser cercanos con ellos y regálanos el fruto de la paciencia para saberlos escuchar y amarlos más. Amén.

Autora. Dra. Marian Rojas Estape.

Extracto de la conferencia: Amor y sexualidad. ¿Cómo educar para que acierten?

Universidad Francisco de Victoria. Instituto desarrollo y persona.

¿te gustó este post?

PSICÓLOGOS CATÓLICOS.

Recuerda que, si has intentado hacer algún cambio y no lo has logrado, o estás pasando por algún momento de dificultad; existen profesionales (Psicólogos Católicos), que pueden ayudarte a trabajar en ello.

Un Psicólogo Católico es un profesional de la Psicología, con un enfoque científico, fundamentado en la antropología cristiana-católica.

Psicólogo Católico. Terapia de pareja. Terapia familiar. Terapia individual.

Table of Contents

Sé parte de nuestra gran familia digital Católica

Artículos relacionados