5 puntos a evaluar, antes de terminar la Cuaresma.

Estamos a punto de terminar este tiempo de Cuaresma, así que hoy te planteo evaluar ¿Qué tanto hiciste pausa en tu vida y aprovechaste al máximo este tiempo de gracia?, ¿Cómo viviste este tiempo? ¿Se está notando algún cambio en ti? ¿Estás logrando modificar algún hábito o te has donado un poquito más a los demás? ¿Has podido acercarte a Dios?

Si no es así, ¡no te desanimes! Hoy te traemos 5 puntos a evaluar, basados en el mensaje de Cuaresma que dio el Papa Francisco. De esa manera, podrás avanzar paso a paso en tu camino hacia la santidad y lograr cambios que no duren solo 40 días, sino toda tu vida.

1. Dónate y ama

Sabemos que la Cuaresma es un tiempo de entrega, pero el Papa nos recuerda lo importante que es hacerlo con alegría y generosidad, y sin ir muy lejos. A veces queremos correr a asilos y hospitales, pero ¿Cómo están las cosas en casa? ¿Cuánto tiempo dedicas a aquellos que amas en persona y no a través de las redes? 

Aprovecha estas semanas para salir al encuentro de tus amigos y familiares, en especial de los que están más solos o aislados, los que sufren, los que tienen un problema, los que están más lejos de Dios. Dona tu tiempo, escúchalos, abrázalos, invítales un café y regálales tu mejor sonrisa.

2. Escucha

Pasamos el día entre redes sociales y series, pero ¿Cuánto tiempo dedicamos a Dios? Esta Cuaresma antes de abrir Netflix o Instagram, dedica unos minutos a leer la Biblia; solo un par de capítulos. Como el Papa nos ha dicho: 

“Durante la Cuaresma estamos llamados a responder al don de Dios acogiendo su Palabra” y sólo aprendiendo a escucharlo a Él con docilidad, es que lograremos un cambio profundo de corazón.

3. Ora

Si leyendo la Biblia descubrimos a Dios y Él nos habla, es en la oración donde nosotros respondemos, pues el diálogo cercano, profundo con Dios, nos lleva a la acción, a poner medios, llevando a cabo acciones concretas que transforman nuestra vida y la de los demás. 

El Papa Francisco nos recuerda la importancia de orar siempre, sin desanimarnos. A pesar de todo lo que sucede en el mundo, debemos ser capaces de poner todo en sus manos y confiar en Dios. Date cada día un momento para pensar en 3 cosas que le agradeces y ofrece tu oración por alguien más.

4. Ayuna

No solo de carne, no sólo los viernes de Cuaresma. Procura poner límites a tus consumos excesivos (ej. uso de pantallas)*. La palabra “ayuno” a veces nos asusta, pero cuando vamos de la mano de Dios, esta práctica da grandes frutos, fortalece nuestro espíritu y nos ayuda a luchar contra los vicios y el pecado. 

Trata de ayunar (poniendo límites*) al menos una vez a la semana como práctica habitual. Además, de la abstinencia en aquello que implique ahorro de dinero, ¡recuerda compartirlo! El propósito no es “ahorrarse una lana en carnes” o comer puros mariscos, lo ideal es que lo que ahorres en tus comidas sencillas, puedas donarlo a quien más lo necesita.

5. Actúa

El Papa Francisco nos recuerda que estamos llamados a ser “colaboradores de Dios” y, por ello, debemos ir por la vida sembrando el bien, ayudando a los demás, llevando amor. Que fruto de esta Cuaresma podamos sacar cosas que no usamos y regalarlas a los pobres. 

Salir de nuestra zona de confort para servir donde se necesite. Y que cada día podamos amar un poquito más a través de nuestras acciones.

El Papa nos recuerda que: “En Dios no se pierde ningún acto de amor, por más pequeño que sea, no se pierde ningún «cansancio generoso»”, así que, como dice San Pablo: “No nos cansemos de hacer el bien” (Ga 6, 9).


Estamos llamados a vivir estos puntos constantemente en nuestro camino de fe, pues a través de estos ejercicios Dios nos invita a crecer en el amor. 

¡Atrévete a vivirlos no sólo en Cuaresma! Sino durante todo el año y toda tu vida.

Oración

Señor, esta Cuaresma te pedimos la gracia de la perseverancia y que podamos abrir nuestros corazones para saber donarnos a los demás. Que sepamos ser tu luz en el mundo. Que nuestros gestos y palabras sean siempre un reflejo tuyo, para que todos los que nos vean te conozcan y sientan el deseo de ir a Ti. Amén.

Monse Reyes

El Señor te bendiga

PSICÓLOGOS CATÓLICOS.

Recuerda que, si has intentado hacer algún cambio que te ha costado y no lo has logrado, o estás pasando por algún momento de dificultad o de crisis; existen profesionales (Psicólogos Católicos), que pueden acompañarte en el proceso y ayudarte a trabajar en ello.
Un Psicólogo Católico es un profesional de la Psicología, con un enfoque científico, fundamentado en la antropología cristiana-católica.
Psicólogo Católico.
Terapia de pareja.
Terapia familiar.
Terapia individual.
Red de Psicólogos Católicos / Cathodemia

¿te gusto este post?

Deja un comentario

Table of Contents

Entérate de todo

Sé parte de nuestra gran familia digital Católica

Artículos relacionados

colores de Dios 2
Jóvenes 30+
Los colores de Dios

¿Cómo surgen los colores? ¿Cuál fue el primer color en la tierra?

Ayúdanos

Calificando este post

Busca la pestaña roja en la pantalla ;)